Tipos de Fuego
¿Sabías que existen distintos tipos de fuego y para apagarlos necesitas combatirlos con métodos y extintores específicos?

El agua no puede apagar cualquier tipo de fuego, el fuego puede tener varias fuentes y dependerá de ellas la forma en la que tengas que combatirlo.

¿Cuándo debes actuar y cuándo evacuar?

El fuego actúa de manera muy rápida y sólo necesita de algunos segundos para convertirse en un gran incendio. Si tienes localizada la fuente del incendio y este no se ha extendido o se mantiene aislado (en una papelera de la oficina, por ejemplo) debes actuar de manera rápida con las herramientas de supresión necesarias para poder controlarlo. Al contrario, si no cuentas con las herramientas ni la capacitación lo mejor es evacuar el área y llamar de inmediato a los profesionales en la materia.

A continuación, te dejamos una lista de los tipos de fuego y para que identifiques cuál sería el más probable en tu empresa para tomar medidas y prepararte con el equipo apropiado:

Fuegos de CLASE A o Sólidos

Suelen producirse por la combustión de sólidos que producen brasas, como por ejemplo el papel, cartón, madera, plásticos. Etc.

Fuegos de CLASE B o Líquidos Inflamables

Estos se producen en combustibles líquidos como aceites vegetales, derivados del petróleo, los hidrocarburos, alcoholes, parafina, cera, etc.

Fuegos de CLASE C o Gases

Pertenecen a esta categoría aquello fuegos que se producen por la combustión de gases como el butano, el acetileno, el metano, el propano, etc. Estos fuegos involucran a los equipos eléctricos energizados como: electrodomésticos, interruptores, cajas de fusibles, herramientas eléctricas, etc.

Fuegos de CLASE D o Metales Combustibles

Estos fuegos son de tipo de flagrante y se dan en metales alcalinos, alcalinos térreos y polvos metálicos. Poseen una combustión muy violenta y de llama intensa, emiten una fuerte radiación calórica y adquieren temperaturas altísimas. Sobre este tipo de fuegos NO SE DEBE utilizar agua porque provocará una reacción extremadamente violenta. Otros ejemplos de fuego tipo D son los surgidos del magnesio, el sodio, el potasio, el titanio, el circonio, polvo de aluminio, etc.

Fuegos de CLASE K o Cocinas Comerciales

Son utilizados en fuegos que se producen sobre aceites y grasas productos de freidoras industriales, cocinas, etc. El acetato de potasio se descarga en forma de una fina niebla, que, al entrar en contacto con la superficie del aceite o grasa, reacciona con este produciéndose un efecto de saponificación, que no es más que la formación de una espuma jabonosa que sella la superficie separándola del aire. También esta niebla tiene un efecto refrigerante del aceite o grasa, pues parte de estas finas gotas se vaporizan haciendo que descienda la temperatura del aceite o grasa.

Esperamos que esta información sea valiosa para tí y para tu empresa, si deseas más información puedes contactar a uno de nuestros asesores especializados en sistemas contra incendio.